¿Qué hacemos con las medias transparentes?


Antes de meternos en harina, vaya por delante que cada una es libre de hacer lo que quiera, lo que le guste, lo que la haga sentirse bien y divina. Y que estos son solamente mis consejos que no son en absoluto obligatorios, y que puede coger quien desee. Dicho esto, (y que hablamos de medias transparentes como las de color carne. Las negras finitas -de pocos DEN- no son transparentes) en el debate de medias transparentes sí o medias transparentes no, hay que partir de una base inicial: las medias transparentes no son para el invierno. En invierno no tienen cabida alguna. Y no me vale la disculpa de "es que si no, tengo frío en las piernas", porque no se caracterizan por ser térmicas precisamente. Además de que pueden quedar como un pegote en determinados conjuntitos invernales. Como por ejemplo con unas botas de piel de caña alta. Si no te ves sin medias o no te encajan las negras, fantasía, cualquier otro color o cualquier otro grosor: pantalones. Punto.

Por tanto, nos queda el debate de qué hacer con las medias transparentes en verano:
  1. No son obligatorias. A menudo está el mito de que son más elegantes. De que en un boda o para ir vestida de aire formal hay que ponérselas: en absoluto. Tus piernas blancas o morenas, con o sin varices, son tan maravillosas que no necesitan adornos. Póntelas si te apetece o no te sientes segura. Pero no son obligatorias.
  2. No maquillan las piernas. Si te decides por unas medias transparentes tienen que ser eso: TRANSPARENTES. No se pueden notar. Nada de color. Para colorear las piernas está el autobronceador, los polvos de sol, las cremas de color... pero nunca las medias.
  3. No se ponen con sandalias. Las sandalias se pueden poner con medias si las medias son negras o de color. Pero nunca transparentes. Quedan terribles, son muy Norma Duval.
  4. Cutres. En las medias transparentes no debemos escatimar en gasto, porque no hay nada peor que unas medias brillantonas o de color marrón plano. Fatal.
  5. Sal de tu zona de confort. Que estés acostumbrada a llevarlas desde que recuerdes no significa que no las puedas dejar. Prueba con otro tipo de medias. Te sorprenderá el resultado y lo mucho que te rejuvenece. Las medias transparentes en conjuntos de diario, echan años. Me creas o no, es verdad verdadera.
Dónde encontrarlas: en Calzedonia, de Filodoro, de Philippe Matignon... o mis preferidas sin duda: Woldford.

Comentarios

compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter compartir en pinterest compartir en linkedin