9 compras de rebajas para aprovechar en otoño


Oráculo al habla. A los post de rebajas que ya se han ido publicando (echad un vistazo a anteriores entradas) voy con el consabido post de rebajas aprovechadas de cara al otoño. Un post que pedisteis por stories @lasnaranjasdelachina, @adiclaramunt, @lolaloz72, @chocolate_con_limon, @agbarrio y @cristicapla. En el que añado marcas a las que os recomiendo echar un vistazo en estos tiempos de precios más asequibles y en el que aprovecho también para iros avanzando las tendencias del próximo otoño. Van 9 ideas de compras adelantadas.

Estas rebajas te recomiendo buscar:
  1. Botines de caña ancha. Es decir, de los que no quedan pegados a la pierna, que quedan algo holgados en el tobillo. Y mucho mejor si te atreves con los cowboy. Y si no, al menos con el rollo neovaquero (los de hebillas y tachuelas que ya has usado este invierno). Los combinarás sobre todo con faldas y vestidos largos y midi. Los de la foto, aquí.
  2. El print. A lo bruto. Grande, y más allá de los complementos. Print leopardo o serpiente en abrigos, gabardinas, cazadoras, faldas... si te gusta, atrévete con él a lo grande. Por ejemplo, una gabardina en leopardo.
  3. Lo blanco. En zapatos o en ropa. Un abrigo de pelo en color blanco puede ser una opción genial.
  4. El plumeti. Las medias de red van a descansar un pelín y le van a dejar protagonismo a las de plumeti y al plumeti en general. En transparencias de blusas o incluso en el calzado. Aprovecha estos.
  5. Los lunares. Y siguen. En una versión pequeñita, pero continúan los lunares. Me gusta mucho esta gabardina para salirse un poco de la clásica y acoplarla a los looks más básicos. 
  6. Las chaquetas de cuadros. Seguirán dando la brasa. Cuanto más inglesas, mejor. Y cuanto más vistosos sean los cuadros, también. Descontextualízalas y llévalas con deportivas y chinos tobilleros. Y un megafoulard al cuello. Esta es de aquí.
  7. El cuero. En vestidos, faldas de todos los largos, pantalones... seguimos a vueltas con Matrix. Y si eres de las atrevidas, no te cortes y búscala larga, asimétrica y con mezcla de color. Si no, puedes empezar con esta.
  8. Lazos. En blusas y sobre todo, en los zapatos. Zapatos con lazadas delante... o detrás. Estos me encantan.
  9. Las camisas vaqueras. Nunca se han ido, pero ya os avisé el invierno pasado que volvían con fuerza. Y lo harán. Aquí.
¿Mi apuesta? Una chaqueta tipo perfecto pero de corte oversize, calzado cowboy, unos botines blancos y deportivas blancas en pleno invierno, o botas altas y flojas con faldas midi. Nada que no haya hecho ya el invierno pasado. Como novedad... me apetecen chaquetas de cuadros con mega foulard y deportivas. Y plumeti. Creo que van a ser un repetido en mi armario de otoño.

No se te ocurra: cegarte. Yo recomiendo y tú no te lo compras todo a lo loco. Tú lo adaptas a tu armario. Eres consciente de cómo te vistes, de cómo va cambiando tu estilo, de cómo vas evolucionando. Y las compras encajan en este medio. Nunca arrases sin pensar en tu cuerpo, en tu estilo y en el resto de prendas de tu armario.
Limitarte. Pasarte entonces al opuesto: de me gusta pero no me atrevo. O no lo veo en mí. Pruébatelo primero antes de juzgar. Y vete poco a poco. No hace falta que te lo plantes todo a la vez, pero puedes ir haciendo poco a poco, pequeñas concesiones en tu armario.
Dejar de renovar. Que vuelva la camisa vaquera es una buena noticia si ya tienes en el armario. Pero revísalas. Si está vieja o gastada, no cuenta. Tienes que renovarla. En la calle la ropa se ve más estropeada que en casa.

Lo encontrarás en: en cada punto, su link.

Comentarios

  1. Me quedo con el cuero y con introducir algo en print leopardo.
    Por cierto, renovación de lencería hecha, que importante estar bonita por dentro, para una misma.
    Gracias por el post, siempre ilustrativo.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter compartir en pinterest compartir en linkedin