¿Cómo me lo pongo?: Minifalda asimétrica


A veces nos apetece ponernos una u otra prenda pero nos cortamos por eso de que quizás no sea adecuada a nuestro físico o a nuestra edad. Y si bien es cierto que la calle es a menudo un tremendo escaparate de desastres estilísticos, también es verdad que frecuentemente nos pasamos de prudentes y nos ponemos limitaciones excesivas. Lo ideal es siempre sentido común. Un sentido común que se ejercita delante del espejo y siendo crítica y realista con nosotras mismas. Nos sorprendería la de cosas que de repente descubrimos que podemos llevar... y las que ya no. @travelsandlies tiene una duda concreta con una minifalda asimétrica. Busca recomendaciones de morfología y consejos para llevarla bien bien.

Las minifaldas asimétricas reciben su nombre porque efectivamente son minifaldas y son asimétricas. Tal cual. Son altamente favorecedoras porque el corte asimétrico delantero contribuye a estilizar, así que cualquiera puede lucirla. Incluso si tienes algo de barriguita, llévala con un jersey de punto fino algo metido por dentro y algo fuera, como si se te hubiera salido de la cinturilla por algunas partes (disimula mucho más). Si eres ancha de cadera, pues mejor en colores oscuros y tejidos no brillantes (no charoles, ni vinilos). Lo contrario aportará más volumen. Y si tienes las piernas cortas, media negra tupida y zapato de tacón en el mismo tono.

¿Cómo combinarla?
  • Con un jersey de punto algo anchito (mejor que pegado. El segundo look de la foto me espanta literalmente. Pero la falda es muy bonita). Medias tupidas y botines de tacón.
  • Con una blusa, maxicardigan de punto y botas mosqueteras de caña muy alta.
  • Con sudadera, medias bonitas (incluso estampadas) y deportivas estilo Vans o Converse.
  • Con camiseta de rayas, plumífero y botines de hebillas.
No se te ocurra: si pasas de los 35, no me convencen ya las medias de rejilla con una minifalda tan minifaldera. Porque llevar minifalda no tiene edad, olvídate de eso. Puedes llevarla siempre y cuando tú te sientas segura y a gusto. Lo único que vamos adaptando a la edad son los complementos, los aliñitos que le pongas. Siempre en mente el estilo, la elegancia. Así que no te disfraces de discotequera de la ruta del bacalao. El resultado será un poco como la típica escena de película en la que el padre quiere hacerse el guay y dice tronco y debuti. MAL.
Ojito a las demarcaciones de las medias. Y nada de minifalda con medias color carne. O vas a piel descubierta y te pones medias negras. Pero no te pongas medias color carne. Save the world.
Salvo cuando la lleves con deportivas o con botines planos, evita llevar zapato plano que deje el empeine al descubierto (bailarinas, mocasines) porque favorece menos a las piernas (a no ser que las tengas muy delgaditas).
Ser básica. Jersey de punto soso + medias lisas + zapato salón soso. Ponle siempre un puntito chachi al conjunto. No un sobreadorno, no un arbolismo ilustrado, pero sí un detalle bonito (unas medias bonitas, un jersey mostaza, un botín chelsea...)
Piernas gorditas y medias estampadas no son buenas amigas. Tú que eres tan guapa y tan linda, no hagas barbaridades, no rompas más mi pobre corazón.

Lo encontrarás en: la falda de la izquierda es de Sézanne. La de la derecha, de &Other Stories.

Comentarios

  1. Mil gracias! Tus "no se te ocurra" no tienen precio!!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter compartir en pinterest compartir en linkedin