¿Cómo me lo pongo?: de invitada en una boda ibicenca


Con esto del verano, es fácil que te llueva alguna invitación con el letimotiv "ibicenco". Sea o no en Ibiza, puede que tengas un cumpleaños, una fiesta o una boda de esta temática. En concreto Lorena tiene una boda ibicenca y busca alguna idea.

Lo habitual es ir de blanco. Ésa es la tónica principal. Aquí el protocolo de "no vayas de blanco porque parecerás la novia" se rompe totalmente. Es más, no debes ir de otro color que no sea blanco o similares.

Elige un vestido de aire romántico que se adapte a tu cuerpo, con esos aires que suelen dar el crochet, el encaje o tejidos como la bambula de algodón. Pero tampoco tienes que ceñirte exclusivamente a ellos: hay sedas con encajes valencienne que son una preciosidad y totalmente apropiados.

Si lo tuyo no es llevar vestidos, no te agobies. Los pantalones también se adaptan y son un recurso excelente. Un bonito top (de tirantes finos o asimétrico), ligero + un palazzo y un cinturón dorado darán un conjunto ideal y más adaptado a tu estilo. O unos culottes anchos con una sencilla camiseta de algodón orgánico y gran variedad de collares de aire étnico (en oro viejo, madera y alguna piedra de color turquesa, por ejemplo). Recuerda que has de intentar siempre adaptar el evento a tu estilo, no al revés. De otro modo, nunca estarás cómoda.

Aprovecha el recurso de los accesorios. Recurre a cintas y bandeaux originales; a maxipulseras de flores en plexiglás, brazaletes dorados en ambas muñecas, largos pendientes de flecos... decántate por uno (no hace falta que los lleves todos a la vez, obvio). El bolso: pequeñito y de cruzar: en palma, en madera, en ratán, en concha, en nácar... apuesta por algún material natural.

En cuanto al calzado, ha de ser cómodo (normalmente hay arena de por medio, o césped en todo caso). Así que las cuñas son siempre lo ideal. Este año lo tienes fácil, ya que las cuñas de esparto con cintas al tobillo (en color crudo o tostado) son un esencial. Y si te atreves y el resto de los complementos son en madera y blanco, pon la nota de color en unas esparto en color turquesa.

No se te ocurra: tejidos que no vienen a cuento. Como las lycras y marcarte un vestido de boda marbellí de Jet Set que no va al pelo para nada con la temática ibicenca.
Disfrazarte de Ana Obregón en la fiesta Flower Power de Ibiza. No al disfraz. Sé natural, es una fiesta seria. No una fiesta de disfraces.
Tacones de aguja. Bueno, puedes aprovechar para mariscar y aportar algo al convite.
Maquillajes exagerados. Apuesta por la naturalidad... que no significa ir sin maquillar. Es una naturalidad maquillada, muy estudiada.
El tocado de flores en rollo diadema. No es que esté mal, es que está muy visto ya. Así que si puedes evitar ir clónica, mucho mejor.

Lo encontrarás en: el vestido de la izquierda es de Mango. El del medio, de Zalando. Y el tocado, de Cherubina.

Comentarios