¿Un Martini?

No se conciben los veranos sin terrazas. El terraceo es una actividad divina, y más cuando lo podemos disfrutar en ambientes maravillosos como los múltiples que comienzan a proliferar en nuestra ciudades. Entornos divinos, normalmente en las azoteas de los grandes hoteles, en los que tomar un aperitivo rodeados de gente guapa y en un ambiente maravilloso. Así que tanto si nos invitan a una terraza de verano, como si nos decidimos a ir, veamos alguna idea de estilismo.

Lo que nunca falla es un vestido. Mejor si elegimos uno sin mangas, recto o ligeramente entallado con algún detalle en el pecho como unas jaretas o unos pequeños volantes que lo hagan especial. Combinado con unas sandalias no demasiado altas que atraigan las miradas. Tanto desde algo más comedido como en ante con flecos, como unas gladiadoras más atrevidas. Un bolso estilo 2.55 de Chanel al hombro y un par de pulseras en la muñeca. Si no nos van las pulseras, podemos sustituirlas por un pañuelo en la cabeza o por qué no, un tocado pequeño. No te olvides de las gafas de sol: bien elegidas, de acuerdo a nuestro óvalo facial, contribuyen a cerrar un estilismo ideal. La idea es divertirse, pasarlo muy bien, disfrutar del ambiente y del aperitivo. Que es el ejercicio de verano más apetecible que se me ocurre.

Besísimos.

No se te ocurra: llevar unas sandalias altísimas, con tacones infinitos. Normalmente en los aperitivos pasamos mucho tiempo de pie. No contribuyas al deformamiento de tus pobres juanetillos.
Las carteras de mano. Es difícil beber algo, saludar, etc. con las dos manos ocupadas.
Si hace fresco, nada de chales ni ideas extrañas parecidas. Echa mano de las cazadoras vaqueras, de las blazier, las chaquetas de punto... pero nada de chales, por favor.
Ponerte ropa nocturna. Es decir, aparecer como si te hubieras ido de fiesta el día anterior y aún no hubieras regresado.
Aparecer en bikini. Si no hay playa ni piscina cerca, qué alguien me lo explique, por favor.
Ir en caftan... ya sabéis que les he declarado la muerte.
Elegir las gafas de sol sólo por qué se llevan. No a todo el mundo le van bien las Wayfarer. Y por mucho que estén de moda, si a tu cara no le van bien, deshéchalas automáticamente.
Los legging de vinilo para estar al sol. Si quieres perder kilos, utiliza mejor una Vulcan.

Lo encontrarás en: las sandalias son de Zara. El vestido de la derecha, de Tintoretto.

Comentarios

  1. Las terrazas son geniales..me encanta la del hotel Penthouse de aquí de Madrid (aunqe excesivamente cara)

    Por fin alguien qe piensa como yo!en qé cabeza cabe ponerse leggins de vinilo en pleno AGOSTO?

    muaa!

    ResponderEliminar
  2. blanco, con dos hielos por favor.
    Sin duda me encantaría estar tomando uno estupendamente en algún lugar como el que comentas, me viene a la mente el Hotel de la Plaza de Santa Ana en Madrid...uhmmm qué lujo para los sentidos. Pero a las de la tierra, lo que nos evoca el post es pensar en adecuarlo a nuestras populares y populosas sesiones vermout de las fiestas del pueblo, justo despues de la misa y antes de comer las viandas típicas, martini blanco con empanada de millo de berberechos, ¿no me digas que eso no tiene también glamour? asi que querida, cuando puedas, quieras y te recobres necesitamos un post sobre dess code para tales eventualidades....

    bssss

    ResponderEliminar
  3. Yo como Luanova, blanco con dos hielos y aceituna! A no ser que sean esos preparados... ummm... recomiento los de La Paloma de Oviedo... ummm... peligrosísimos!
    A mi las terrazas me encantan hasta en invierno!
    Feliz fin de semana.
    Musus

    ResponderEliminar
  4. la vulcan (me parto)

    la cartera de mano..me parto por identificación.. son incómodas de narices para estas cosas...al final, acaba la cartera aparcada en cualquier lado!!!

    me encanta la idea ..yo quiero ese martini!

    bseos

    ResponderEliminar
  5. Es que lo de los leggins de vinilo al sol es como lo del chandal con tacones que, por cierto, después de años sin ver estamezcla, ayer vi a dos señoras en el metro de esta guisa y con bolsos de CH. Muy duro!

    ResponderEliminar
  6. Enhorabuena por tu blog!desde que lo descubrí no me lo pierdo.
    Estoy de acuerdo con Luanova en que necesitamos un post sobre como ir a las fiestas del pueblo sobre todo porque eso es como salir en la lista de la peor o mejor vestida, pero en vez de la Cuore en versión Magazine Marujil.
    Bikiñosss!!!

    ResponderEliminar
  7. Bueno lo de aparecer en bikini me ha hecho mucha gracia. Estilismo perfecto como siempre.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  8. Tomo nota de los consejos!

    Zepequeña.

    ResponderEliminar
  9. Tres faltas de ortografía de las gordas ("qué alguien me lo explique", "sólo por qué se llevan" y "deshéchalas automáticamente")en un solo post son demasiadas. Dale cancha al corrector ortográfico, por amor de diox.
    Ana

    ResponderEliminar
  10. Qué consejos más geniales :)
    Sería la mujer más feliz del mundo si me dijeras cómo combinar mis gladiadoras de Ash-Italia. (http://www.polyvore.com/cgi/img-thing?.out=jpg&size=l&tid=8843007)
    Rosa.

    ResponderEliminar
  11. Las sandalias de Zara estuve a puntito de comprarmelas pero tenian una tira que hace pulsera en el pie y las vi demasiado arregladas, no se si me entiendes...Yo les cogi mania a los caftanes desde que salieron jaja

    ResponderEliminar
  12. Ahora que dices lo de las gafas de sol... desde aquí solicito un post que me aclare las ideas sobre ese tema!! qué gafas de sol le van bien a cada tipo de cara? aún no he encontrado ningunas que me sienten bien!
    besos y gracias!
    Eugenia.

    ResponderEliminar
  13. qué gracia lo de compara los leggings de vinilo con una vulcan, juas, si es que hay gente que le gusta sufrir!
    Y también muy ocurrente lo de no llevar tacones si vas a estar de pie, o cartera de mano. La comodidad es importante, que si no una no disfruta!
    Y me encanta el vermú, ese aperitivo de los domingos, las terrazas, todo!
    besos y risas

    ResponderEliminar

Publicar un comentario