Esperando un respiro

Jugársela a una sola carta es muy complicado. Terrible, diría yo. Un examen, la presentación de un proyecto fin de carrera o la lectura de una tesis forman parte de esos minutos que cambian nuestra vida. El trabajo de tanto tiempo puede lucir o todo lo contrario, siempre dependiendo de nuestro temple, del dominio del tema, de la suerte, del jurado. Son muchos los factores que entran en juego y que determinarán el desenlace de tan complicado momento. Por eso, nuestra apariencia externa no ha de ser un problema más. Debe contribuir a reafirmar nuestra seguridad, nuestro carisma ante un grupo de personas que leerán nuestro trabajo pero que también nos observarán y analizarán nuestros gestos y movimientos. Nunca debemos descuidar este aspecto en una exposición. Por esta razón, vamos a estudiar el look adecuado para un examen oral de oposiciones, la presentación de un proyecto fin de carrera o la lectura de una tesis.

En primer lugar es necesario establecer dos categorías que vienen determinadas por la disciplina que tengamos que defender. No es lo mismo una presentación relacionada con el derecho, la ingeniería o la economía que con la enseñanza, la creatividad, arquitectura, periodismo, o cualquier otro campo menos estricto que los anteriores. En función de esto, marcaremos dos opciones:
  1. la más seria: si tienes que defender un examen oral, tesis o proyecto relacionado con materias con un código bastante estricto y cerrado, es mejor no arriesgar. Lo cual no significa monotonía en el vestir. Optaría por un traje de chaqueta y pantalón en color beig (si no te atreves, decántate por uno azul marino con raya diplomática muy fina en tostado), con un cinturón fino de color marrón oscuro. Combinado con una camisa de color blanco, doble puño y gemelos. El zapato, de tacón, cerrado o peep toe a lo sumo. En color marrón. Si quieres personalizar de alguna manera, lleva zapato color coral con el cinturón del mismo tono. Cuidado con los complementos. Mejor unos pendientes pequeños, discretos. Como mucho, un anillo no demasiado grande o un colgante.
  2. la más permisiva: las actividades que implican creatividad suelen ser menos rígidas a la hora de juzgar la apariencia externa. De hecho, es algo que normalmente valoran. Podemos decidir si llevar pantalones o falda. Los pantalones pueden ser de cintura alta, estilo sailor como los de Comptoir des Cotonniers; o pitilleros, rectos como los de Zara. En beig o en gris claro. Los combinamos con una camisa de manga corta o manga larga remangada al codo. La camisa blanca con algún tipo de relieve del tejido, en algodón. Si elijo falda, no tengo por qué llevar la siempre socorrida falda lápiz, si no me apetece. Una falda abullonada, como la de la derecha, en color piedra (también de algodón), coordinada con una blusa de manga corta, de lino, colo blanco roto, con pechera de encaje. En los pies, un zapato cerrado, peep toe como excepción. Si no quiero arriesgar mucho, lo llevaré marrón. Y si me atrevo, puede ser azul tinta. Tanto con falda como con pantalón, puedo llevar una blazier por encima. Tampoco exageraré en los complementos.
Está claro que sólo con una bonita apariencia no nos van a aprobar. Pero si controlo a la perfección los temas que tengo que defender, ayudará a que guarden una buena impresión de mí. Y siempre, siempre, que hablen de mí. Pero bien.

Seguid tan guapas.

No se te ocurra: cargarte de pulseras. No dejan escribir bien, se mueven y hacen ruido. No son serias.
Recargarte. Con maquillajes exagerados o complementos múltiples. Elige los accesorios con mesura.
Llevar tejidos malos. El poliéster es un horror y su pésima caída se nota. No hace falta que te arruines en un traje. Sólo vigila que esté fabricado con tejidos naturales. Lo mismo con las camisas y blusas. Sí, se arrugarán más, pero transpiran mejor.
Los tirantes, ni escotes, ni wonderbrás, ni minifaldas. Que no te vas a montar en ningún coche de choque.
Ponerte sandalias. Los pies al aire, no. Los pies completamente desnudos con sólo unas tiras que los protejan, no dan una idea de demasiado decoro. Es incluso como un pelín... guarrete. Impensable por supuesto, el rollo chancla.
Llevar cualquier cosa que no te resulte cómoda. No te disfraces. La inseguridad que genera la situación te desconcentrará y afectará al resultado.
Ir de reina del colorín. Siempre mejor llevar tonos neutros. Es difícil que causen rechazo óptico. No así con un fucsia o un verde demasiado intenso.
Descuidar la ropa interior. Sin comentarios esas braguitas de lunares bajo un pantalón beig.
Llevar las manos hechas un desastre. Forman parte de la comunicación no verbal, que también se tiene en cuenta.

Lo encontrarás en: la blusa es de Massimo Dutti 07. La falda, de Comptoir des Cotonniers.

Comentarios

  1. hola coco!!
    Me ha encantado este post!
    Yo cuando presenté mi proyecto de arquitectura tb estaba indecisa... No quería ir ni demasiado arreglada ni demasiado casual, en definitiva: ir correcta xa que la atención se la llevara el proyecto y no yo.
    Al final me decidí por unos vaqueros "wide" y una blusa blanca de algodón de "comptoir des cotonniers" con mangas un poco abullonadas. Nada de accesorios.
    Yo creo que al final, el look fue el adecuado... o por lo menos, mi buena nota así me lo hizo sosprechar ;)
    un abrazo!!
    =)

    ResponderEliminar
  2. Me encanta la falda y la blusa que has puesto!!! eso sí, me parece demasiado formal ir de traje para presentar una tesina o similar, por muy "formal" que sea el tema... mmmm debe ser que nunca me he visto en esa situación ^^

    Besos!

    ResponderEliminar
  3. Eres genial!!!!!! me ha ayudado a salir de muchas dudas que tenia!!!! muchas gracias!!
    Me presento a las oposiciones en 15 días y stoy temblando, por lo menos una cosa menos de la cabeza!!
    ya te contare cual fue el resultado final!! bsos!

    ResponderEliminar
  4. Lo de las sandalias en las oposiciones nunca lo he entendido. Una amiga mía que estuvo de tribunal el año pasado me contó que tuvieron que llamar la atención a los opositores porque había un montón... ¡¡que iban con bermudas y sandalias!! Me parece muy poco serio y poco elegante.
    ¡Este post tuyo es muy útil, me parece fantástico!
    Muchas gracias por tu comentario en mi blog. ¡¡BESAZOS!! :)

    ResponderEliminar
  5. Lo bueno de estas propuestas, es que son estupendas para el tema que se plantea pero igual de magnificas para el dia a dia. Genial Cocó, como siempre.

    Ademas eso de no recargarse de complementos es una regla basica siempre. Y de eso tengo alguna noción, jajajajjaa..


    Mil besos merecidos
    Bea

    ResponderEliminar
  6. genial como siempre! en cierto modo también se podría aprovechar para una entrevista de trabajo, o por lo menos para mi ámbito laboral sí! son consejos perfectos!

    ResponderEliminar
  7. Genial Coco; no tengo previsto ningún evento de esta clase, pero siempre viene bien saber cómo vestirse en una situación así.

    No te olvides de mi post sobre cómo ir a un macro concierto en verano, ok??!!

    Mil besos.

    ResponderEliminar
  8. hola!! buf..yo ni me acuerdo de cómo fui vestida el día de la presentación del proyecto!!!

    problemilla: hoy hay acto académico en la escuela que tú sabes..yo pensaba que era el jueves que viene..no sé que ponerme, porque en serio, no tengo nada!!!! pero, especialmente, no tengo calzado!! aaaahhhh a ver que invento!!

    besos!!!

    ResponderEliminar
  9. Hace mucho tiempo que no me veo en una situación así, pero recuerdo cuando tenía una entrevista de trabajo o una presentación de algún proyecto que lo pasaba fatal pensando que ponerme. Me ha encantado tu post, como siempre, es de gran ayuda.
    Muchos besos wapa

    ResponderEliminar
  10. Muy buen post! Cuando presenté mi tesis doctoral... quise sentirme guapa y elegante, a la vez que cómoda. La presenté en junio... así que opté por unos pantalones de lino negros y una camisa sin mangas blanca con con rayitas azules. Zapatos peep toe en crudo y un maquillaje natural, que me hiciera sentir arreglada pero natural. De joyas, el reloj y un colgante discreto.

    ResponderEliminar
  11. De presentaciones "creativas" tengo un buen puñado.... así que ya me atrevo con todo.... es lo que tiene que se espere de ti alguna extravagancia... que lo aprovechas....

    Cuando tengo alguna "seria" me trae de cabeza... ya no estoy acostumbrada.

    Besos

    ResponderEliminar
  12. Grandes consejos, sí señor.

    Además, debo decir que soy opositora y más de una vez me he tenido que enfrentar al Tribunal Supremo en una experiencia que no se la deseo a nadie...El caso es que, en la vestimenta, como bien dices, lo mejor es no arriesgar. Bastante tienes con lo que tienes para ir dando el cante con modelitos arriesgados, sinceramente.

    Para unas oposiciones serias lo mejor es no complicarse: traje de chaqueta (y pantalón preferiblemente, por aquello de sentarte cómodamente). Reconozco que, dado que me he presentado varias veces, alguna vez he optado por falda, para variar, y que no suelo arriesgar mucho con el color. Vamos, que parezco una viuda siempre de negro o gris, jajaja...pero, no sé, el negro siempre me ha dado más seguridad. Alguna vez le he metido unos salones rojos...pero siempre he ido más cómoda con mi "uniforme de examen", o sea, de negro riguroso.

    Por lo demás, me encanta el conjunto que propones para otro tipo de examen. La blusa es una monada.

    Un saludo!!

    ResponderEliminar
  13. Que gran tema...
    (Es que es un peligoro, estas cosas suelen ser en Junio, y se corre el peligro simepre de que aperezca el caballero de las chanclas y el bañador, contento y sonriente, para leer su fin cde arrera de esta guisa... si es que no hoy pudor)

    ResponderEliminar
  14. Jejeje asi que ni wonderbras ni braguitas de lunares, me ha hecho mucha gracia.

    Son cosas serias, la elegancia y la sencillez tienen que primar por encima de todo. Despues de la licenciatura de mi hermana, la tesis posterior y el mes que viene la presentacion del segundo libro, he visto de todo. Por cierto, el sabado iremos a elegir lo que se pondra en la presentacion. Tendremos muy en cuenta los consejos que propones.

    Gracias!!

    ResponderEliminar
  15. Ah! es imprescindible tener en cuenta la universidad en la que presentas la tesis o te licencias. En la de Pamplona de Lopus no se andan con tonterias!

    Besotes

    ResponderEliminar
  16. Estupendo, el post.
    Tengo una amiga mía que hace un par de años se presentó a oposiciones a Notarías. El examen era en Zaragoza y, algo que yo no entendí -y no entiendo ahora ni lo haré nunca- y su máxima preocupació un par de meses antes era encontrar una peluquería que la peinaran y la maquillaran. Ni te digo lo que le costó encontrar el traje, nada era lo adecuado. Al final compró 3.
    Estuvo tan pendiente de su aspecto, de a qué hora podía ir a la pelu para estar perfecta en su hora del examen, de las uñas, de todo... y al final cuando estaba delante del tribunal se sintió incómoda y acabó por no cantar. Me confesó eso, que no estaba nada "cómoda" con su aspecto.

    ResponderEliminar
  17. MMmmmmh...Vogue: de EL Opus. OPUS DEI.

    ResponderEliminar
  18. Jajajaj Anonimo! lo siento y gracias! mira que tambien los tengo de vecinos en el portal! juas, que pava. jajaja

    ResponderEliminar
  19. perfecta las recomendaciones no sólo para la presentación de un proyecto, sino para cualquier reunión de trabajo importante!!!

    ResponderEliminar
  20. Bueno yo no tengo q pasar por ninguna de esas situaciones, pero me guardo los consejos, q siempre vienen bien.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  21. Yo me veo demasidado "puesta" con un traje a mis 23 años, no sé...
    Dentro de poco me veré en la situación y tenía pensado algo diferente: un pantalón vaquero recto, de color oscuro, con blusa blanca y unos zapatos con algo de tacón en color beig, me parecía un look bastante serio para la ocasión sin que me resultara demasiado formal.
    Por cierto, me gusta mucho que escribas sobre todas las posibles situaciones a las que una mujer se enfrenta, no sólo la típica boda, comunión, trabajo, día de playa... el post sobre cómo ir a un partido de fútbol y éste sobre cómo presentar un proyecto de fin de carrera o similar me han fascinado, muy originales.
    Un beso y sigue sorprediéndonos!

    ResponderEliminar
  22. Muchísimas gracias por el post, ha sido muy instructivo, me ha gustado mucho, de verdad.
    Te tomo la idea!

    Sludos

    ResponderEliminar
  23. Me ha gustado mucho el post, no veas cómo sufrí eligiendo el "modelito" para la lectura de mi proyecto fin de carrera... Al final, unos pantalones marrones con caída y una camisa blanca, sin complicaciones.
    Y... te tengo que pedir ayuda... ¿qué ropa llevar a un congreso? En mi ambiente ingenieril tampoco es que la gente vaya muy arreglada, pero sí que van muy serios, muy "de mayor" (menos los italianos que van estupendamente siempre) no sé, a lo mejor es una tontería, pero me gustaría saber qué me recomendarías. Quiero ir bien, pero no excesivamente formal porque no quiero ir disfrazada... y es que con traje no me veo.
    ay, que es muy tarde y ya no sé explicarme!
    Muak

    ResponderEliminar
  24. Para mi defensa de tesis, después de comerme la cabeza, elegí traje pantalón chaqueta en azul clarito con una fina raya marrón y camiseta azul por debajo de manga corta. Era verano, lo que en mi opinión es más problemático que en invierno.

    Ah, y nada de tirantes o sin mangas, que da mala impresión.

    Besos

    ResponderEliminar
  25. Yo me he comprado una falda similar en zara.
    Y si, el proyecto fin de carrera es otra milonga más que debes soportar pa que te den la cartulina de ingeniero...

    ResponderEliminar
  26. Hola! muy sabios consejos! pásate por mi blog! que tienes un premio esperándote. un besooo

    ResponderEliminar
  27. sabes que quiero hacerme una falda como la que muestras? y no me da el ingenio,,, :-(

    ResponderEliminar

Publicar un comentario