viernes, 30 de diciembre de 2011

Mi día de hoy

1,42 €. Podría ser el precio de un refresco. Sin embargo, es el precio de un SMS que puede salvar a niños de morir por desnutrición. Sí, mucho siglo XXI, mucho avance de todo pero desgraciadamente siguen muriendo niños de hambre en el mundo. UNICEF es consciente de este mal y lucha por ello desde hace años.

Si vemos las noticias seguramente estemos al tanto de que la hambruna que se está viviendo en el cuerno de África es de las peores que se recuerdan. De ahí, la urgencia. Por eso, UNICEF lanza la campaña DONA UN DÍA (a la que se han sumado gente conocida como Pau Gasol o Ana Duato). Algo muy sencillo. Simplemente sumarse a esta cadena donando un día para que estos niños y sus madres puedan tener días mejores. Y lo puedes hacer a través de un SMS (DIA al 28028), un tweet con el hashtag #cadenabloggerdona1dia @unicef @donaundia, o una entrada en tu blog. Todo para que esta realidad sea escuchada. Porque sabemos que existe, pero no debemos acostumbrarnos a ella.

Y yo, hoy, dono mi último viernes del año. Un viernes que ya no será como ningún otro. Un viernes en el que pido que tantos niños de África puedan tener las mismas oportunidades que yo intentaré darle a mi bebé.

Más info aquí.Y también aquí, de quien yo he tomado el relevo.

jueves, 29 de diciembre de 2011

El Espiario: Aristocrazy

La campaña en Sevilla. De The Press Lab y Fernando Mañas

Mi experiencia con Aristocrazy ya la conocéis. Ya os hablé de ella. Además, recientemente en Sevilla se celebró el estreno de esa acción, de la mano de The Press Lab y de Fernando Mañas.
Pulsera león en plata recubierta de oro y ónix. 889€

Aristocrazy se desplazó a la ciudad para presentar su colección de joyas e inaugurar un corner en El Corte Inglés de Nervión. Sin embargo, hoy no voy a hablar de esa campaña en la que tuve el privilegio de participar. Lo que voy a hacer es daros un sabio consejo de amiga y colega del alma: las joyas de Aristocrazy como regalo de Reyes.
Brazalete serpiente en plata recubierta de oro. 769 €

Las piezas de Aristocrazy han rellenado un hueco de mercado que estaba todavía vacío: el de las joyas de verdad (de ésas que nos gustan a las que tenemos alma de Marujitas Díaz por el tema del coleccionismo tal), con diseño joven (no que parezcan hechas para gente de más edad), un punto canalla (por algo nos definimos como urbanas) y accesibles (piezas por debajo de los 150 € conviven con otras más caras). Además, ahora ya no tenemos que irnos a Madrid a por ellas, ya que varios El Corte Inglés cuentan con corners de la firma. Y si seguimos antojaditas, siempre podemos comprar en su tienda on-line.

Pulsera torque en plata recubierta de oro rosa. 199€

El tema está en elegir qué comprar. A mí las pulseras y los anillos me han vuelto loca. Y ese oro rosa... para morir de amor.
Sortija de serpiente en plata. 129€

Más info, en su web.

miércoles, 28 de diciembre de 2011

¿Cómo me lo pongo?: Más allá del verde y negro


Pasa muchas veces que nos empecinamos en una combinación concreta y no somos capaces de salir de ahí. Lo intentamos y al final siempre volvemos a la misma, con lo que llegamos a la conclusión de que no estamos aprovechando lo suficiente esa prenda y además, nos hartamos y aburrimos de ella hasta el infinito. A Julia le pasa con un vestido verde. A ver cómo podemos solucionarlo.

El vestido verde tiene el cuello a la caja, largo por la rodilla, manga sisa amplia y un cinturón que anuda en la trasera, para ceñirlo al gusto. Normalmente lo combina con negro, pero quiere más ideas.
  • Con gris. Menos sobria y seria que el negro, le da un aire algo más informal. Por ejemplo, con un chaleco de punto y pelo gris. Camiseta de manga larga, remangada al codo en un gris más oscuro. Y zapatos abotinados o botines de ante con cuña.
  • Con burdeos. Una chaqueta de punto gruesa en burdeos. Así no tenemos el problema de la sisa grande. Podemos atrevernos con unas medias estampadas y mocasín de tacón en burdeos.
  • Con pitón. Los estampados son una muy buena opción para integrar el verde. Puede ser el pitón, o también el étnico. Según gusto. Con botas planas de media caña, por ejemplo. Ideal para combinar con gabardina en días de lluvia.
Otros colores pueden ser el azulón o el mostaza, si nos apetece meter más luz. Y esas mangas amplias se pueden siempre solucionar con camisetas de tirantes + chaquetas de punto o con camisetas de manga larga.

Seguid tan guapas.

No se te ocurra: con botas mosqueteras. Tiene un largo que no lo acepta.
El verde + marrón como que no me termina de convencer. Es como un poco salgo a la montaña a camuflarme en la naturaleza.
Jerseys de cuello vuelto bajo los vestidos o las camisas no me van nada. Si queremos cubrir los brazos, mejor hacerlo con cualquier cosa de manga larga que no tenga cuello. Respetemos el cuello propio de los vestidos. Pero de otro modo lo veo pelín anacrónico.
Si queremos informalizar un estilismo, nada mejor que los estampados. Eso sí, vigilémoslos. Que oigamos étnico no significa que haya que ponerse esas chaquetas de los puestos peruanos que hay en las fiestas de este nuestro país. No es que las chaquetas estén mal. Es que a este vestido le pegan patadas.


Lo encontrarás en: el vestido de Julia es de Bimba&Lola. El look de la derecha, de Trucco.

sábado, 24 de diciembre de 2011

Para esta noche especial


Este deseo es el que quiero compartir en un día tan especial como es el de hoy. Un deseo que ojalá se extienda para todo el año que viene. Mucha ilusión, mucha esperanza, mucho por compartir con la gente que se quiere.

Estas Navidades serán especiales. Las pasaré con mi barriguita, iniciando la cuenta atrás. En mi casa nueva. Con mi familia. Las primeras en el sur. Y con la ilusión de emprender este nuevo proyecto, el de No llores patito. Las compartiré con vosotros, por estar ahí al otro lado. Porque sois parte muy importante de todo esto. Feliz Noche.

jueves, 22 de diciembre de 2011

El Espiario: Noche abierta


Esta noche en Sevilla hay un plan para no perdérselo. Perfecto para terminar las compras de Navidad o para hacerse con la ropita ideal para la cena de Nochebuena. Y es que hasta las 23.00 h. estarán las tiendas de la calle Cuna abiertas al público. Para disfrutar paseando la noche en un ambiente de lo más navideño y comprar con tranquilidad sin restricciones de horario.

Recomiendo especialmente pasar por Mordisco de Mujer y Etxart&Panno. Dos tiendas insignia en Sevilla, que además se visten de gala para esta noche. Y así podremos disfrutar de vinito Marqués de Cáceres, de las golosas creaciones de la Boutique del Azúcar y de estupendíiiiisimos descuentos para sorprender a nuestros agasajados o completar el armario con tanto eventito navideño que tenemos por delante.

Nos vemos esta noche. En la calle Cuna de Sevilla.

miércoles, 21 de diciembre de 2011

¿Cómo me lo pongo?: Malvas


La gama de los morados, lilas, malvas y similares están más que presentes esta temporada. Son favorecedores y aportan algo de color muy adecuado para las más tímidas que dudan si arriesgar con colorines en invierno. Ainhoa tiene un vestido en malva que quiere aprovechar al máximo para diferentes situaciones.

El vestido de Ainhoa es similar al de la foto: de manga corta, corte túnica y corto. En malva. Y quiere llevarlo en estas fiestas pero también durante el día.
  • Para la noche podemos llevarlo combinado con negro. Es la solución más sencilla: con media tupida negra, zapato de ante negro y un abrigo de pelo negro. 
  • Pero podemos arriesgar un poco más y combinarlo con tostados, camel o similares. Con una media marrón chocolate, zapato en tono tostado, un gran pañuelo de seda al cuello en colores malva y tostados y un abrigo camel de corte albornoz. Ideal para arreglarse en una sesión de mediodía.
  • También con un zapato de corte mocasín, con tacón. Media estampada para ponerle una nota de color, y un abrigo recto, de solapas. Un punto mucho más informal.
  • Totalmente cómodo con zapato oxford de cordones en negro, y media también negra. Un maxicardigan de punto en gris. El abrigo, a cuadros en gris y morado.
  • Y si llueve, con botas planas de media caña en color cuero. Media tupida morada, trench y una bufanda grande de punto de colores.
Una preciosidad de vestido, en un color que funcionará tanto como queramos atrevernos: con la sobriedad del negro o con mezclas más atrevidas con caldero, mostaza o los tostados.

Seguid tan guapas.

No se te ocurra: el juego del fantoche. Si no te ves con mezclas atrevidas, no pasa nada por que no las lleves. Al contrario, has de llevarte siempre las cosas a tu terreno. Y a veces es mejor parecer más clásica y mantener la compostura y la elegancia.
Hiperadornarte. Que se llevan los collares babero está claro. Pero elige collar babero o sombrero, por ejemplo. O chaqueta de pitón o botas de flecos. Todo a la vez es un horror. Es el antitodo. Es una horterada. Y lo peor del mundo es que a una le digan hortera.
Ojito al bolsito. Que lo estropeas todo si te pones el bolso plastiquiti, o de los grandes enormes pero cruzado por delante a modo de ataque a las rebajas voy con las manos libres. No, nunca.
No copies. Inspírate en ti misma, delante del espejo. Tú eres tu mejor modelo.

Lo encontrarás en: el vestido malva es de Tara Jarmon. Los zapatos, de Uterqüe.

martes, 20 de diciembre de 2011

El Bellezario: Suave y fuerte


El tema del cabello es algo que me preocupa. Ya son varias las entradas en las que he ido dejando ideas para mantenerlo suave y para fortalecerlo. Porque no se trata sólo de cortar, y además, como con la piel, necesita un mimo diario máxime en el caso de las melenas largas. Hay tratamientos específicos para el verano, que es cuando más maltratamos el pelo. Pero en invierno también hay que preocuparse por él. Aprovechar para nutrirlo, para fortalecerlo (en otoño sufre especialmente y tiende a debilitarse). Y nada mejor que el Bain de Force de Kérastase.


El Bain de Force de Kérastase es un champú con dos compuestos: el Vita-Ciment y el Vita-Topseal que sirven para el cabello esté más fuerte y más suave. Pero es perfecto para los cabellos finos, porque a pesar de nutrirlo e hidratarlo, no lo apelmaza. Sólo es necesario aplicar una pequeña cantidad, esperar unos 3 minutos y aclarar.

Y además, huele de maravilla.

Lo encontrarás en peluquerías y centros de estética autorizados de Kérastase. El bote de 250 ml. tiene un precio de unos 18 euros aproximadamente.

lunes, 19 de diciembre de 2011

El Recetario: Arroz con calabacín


Comienza una de las varias semanas de excesos que nos esperan. Con esto de las celebraciones navideñas, con sus cenas y sus comidas y sus sobremesas infinitas. Así que no será mala idea intentar aligerar las comidas que hagamos en casa antes de esos momentos carpánticos. Por ejemplo, con un arroz con calabacín.

Ingredientes
Arroz redondo
Calabacín blanco
Puerro
Diente de ajo
Azafrán
Sal
Aceite de oliva

Preparación
1. En una cazuela, calentar una cucharada de aceite de oliva.

2. Echar el diente de ajo y dorar.

3. Incorporar el puerro picado. Pochar a fuego medio, evitando que se queme.

4. Agregar el arroz. Remover.

5. Añadir el agua (dos medidas y media por cada medida de arroz). Sazonar y echar unas hebritas de azafrán.

6. Dejar cocinar unos 10 minutos a fuego bajo, removiendo de vez en cuando.

7. Pasados los 10 minutos, echar el calabacín cortado en dados pequeños. Remover y dejar cocinando otros 10 minutos a fuego bajo.

8. Apagar y dejar reposar un par de minutos, evitando que se pase.

La variación
Si lo deseamos, podemos añadir tomate en dados.

* Y dedicado a las que me lo habéis pedido, no dejéis de pasar hoy por el blog de No llores patito. En él encontraréis una entrada sobre cómo vestir estas fiestas... con una barriga de embarazadita.

viernes, 16 de diciembre de 2011

El Glosario: Bolso Satchel


Si hay algo que a una mujer pueda volverla loca tanto o más que los zapatos, eso son los bolsos. Modelos hay como para escribir un libro, pero hay uno que desde que apareció no dejamos de verlo. Son los bolsos Satchel.

La definición
El bolso Satchel tiene su origen en las típicas carteras de colegio, de piel, que servían para llevar los libros. De corte muy inglés, se caracteriza por su forma rectangular y su cierre en tapa con hebillas, clip o similar. Lleva un asa para portarlo de mano y otra larga para lucirlo en bandolera al hombro. Su fama se la debe a Mulberry, que sacó una colección de Satchel y que desde entonces se han convertido en insignia de la firma.

Cómo combinarlo
El Satchel es un bolso a medio camino entre lo formal y lo informal. Por esta razón, se puede llevar tanto para ir a trabajar como para vestir de manera más cotidiana y casi con cualquier modelo de zapatos. Por ejemplo, con un traje de chaqueta y jersey de cuello alto, pegado al cuerpo. Con una falda lápiz y blusa de seda de cuello a la caja. Con un vestido de seda estampado y una chaqueta fina de punto. Con un pitillo, jersey de ochos y mocasines. Con un pantalón vaquero de pata ancha, camiseta de rayas y maxicardigan de punto. Y así en una lista casi interminable.

Por lo que resulta que sí, que es una buena inversión. Que es precioso y que además podemos encontrar en multitud de marcas.

Seguid tan guapas.

No se te ocurra: vale para todo pero no para todísimo. Así que cuidado con ideas de bombero como llevarlo a fiestas de la noche o a bodas, por ejemplo. Para eso sí que no.
Que lleve una tira más larga para lucirlo al hombro no significa que haya que llevarlo cruzado. Un bolso tan grande no se cruza. Y mucho menos si eres gordita, porque te hará parecer más.
No hace falta que si lo llevas por el asa corta coloques la mano como si te hubiera dado el ataque del o-sea. En modo azafata de la serie Pan Am. Naturalidad ante todo.
Tampoco te lo coloques para ir al gimnasio en modo deportivismos. Qué mezclas, por favor de la vida.

Lo encontrarás en: el bolso de la izquierda es de Mulberry. El de la derecha, de Topshop.

jueves, 15 de diciembre de 2011

El Espiario: Costura de Fernando Claro


Diciembre es un mes muy especial. Es el mes del inviernito, de las chimeneas, de la Navidad. Es el último del año. Y de repente todo tiene una dulzura palpable, diferente. Por eso, que el maestro Fernando Claro presentara su nueva colección Costura el día 1 de diciembre no podía ser más apropiado. Porque sus creaciones son la materialización de la belleza y de la dulzura.



En el Palacete de Agua de Sevilla, en un enclave bellísimo, celebró una fiesta de presentación de su colección Costura en la que los asistentes pudimos interactuar con las prendas. Rodearlas, percibir desde cerca la perfección de su costura y la calidad del tejido. No en vano ha sido bautizada con el nombre de Costura.


Y bajo este nombre se recogen prendas de extrema elegancia ideales para brillar en una ocasión especial. Confeccionadas con mimo, son patrones que potencian la figura de la mujer, marcando cinturas y enseñando espaldas. Perfectas para alargar la silueta.




Además, combinan a la perfección el respeto del protocolo de un evento y la innovación. Al llevar una de las piezas de Costura de Fernando Claro se acierta seguro. Arriesga con monos, pantalones que parecen vestidos largos, hermosísimas capas, abrigos maravillosos... en los que introduce detalles de costura como los plisados, la pedrería o las transparencias. Y unas ganas locas que le entran a una de ponérselo todo.


 

Éste fue el vestido que Beatriz Claro lució en su boda. MARAVILLOSO.

Tampoco debemos olvidarnos del universo de las novias. Y gracias a las manos de este artista podemos disfrutar de un bonito catálogo de novias diferentes, con nuevos tejidos más allá de la clásica organza y nuevos cortes alejados del manido palabra de honor.

 

Beatriz Claro. Me reencarnaré en ti cuando muera.

La presentación reunió a lo más bonito de Sevilla. Empezando por su hija Beatriz, de la que me declaro fan, en plan fan loca. Qué guapa es esta chica, por favor. Y cuánto estilo tiene.


El diseñador Fernando Claro junto a dos modelos luciendo prendas de su creación.

También su hijo Fer Claro, que se ocupó (entre otras cosas) de que el ambiente estuviera animado con una estupenda selección de música que él mismo pinchó. Y por supuesto, el maestro de la gran sonrisa. Fernando Claro. Gracias por haber elegido la Costura. Y gracias por compartirlo con nosotros.


Con qué me quedo: con todo. Pero quizás si tuviera que elegir, declararía mi fascinación por una hermosísima capa en gris adornada por perlas que se confeccionó absolutamente a mano. El tejido teñido a mano y las perlas colocadas una por una, también a mano. Eso es Costura.

Más sobre Fernando Claro: 
En su web
En su blog
En su facebook

miércoles, 14 de diciembre de 2011

El Ideario: Mallas en invierno


Son una fácil tentación. Los leggings nos atrapan una vez que los hemos probado. Y a ver ahora quién les dice que no, con lo calentitos y cómodos que son. Laura tiene dudas para llevarlos bien, porque es muy fácil traspasar la delgada línea de su buen uso.

Cuando hablamos aquí de leggings nos vamos a referir a pantalones pegados a la pierna, en algodón preferentemente. Las mallas de toda la vida, vamos. Para llevarlos:
  • En modo paseo: con un jersey de punto, amplio, de cuello vuelto. Combinado con unas botas planas de media caña. Y una capa de cuadros para el fresquito.
  • En modo trabajo: con un blusón largo y una chaqueta de punto fino, larga. Botines de cuña y un abrigo con cinturón.
  • En modo salir en la noche tranquila: con salones (si el pie va descubierto, sin media, mucho mejor) y un miniminivestido. Con el toque de una bonita cartera de mano maxi y un abriguito de pelo para compensar el fresquito en los pies.
  • En modo salir en la noche loca: con unos zapatos abotinados de ante, de mucho tacón. Una camiseta negra XXL y una chaqueta kimono del estilo de ésta o un blazer de lentejuelas.
Y los consejitos finales a modo de manual de uso:
  • Podemos elegir el calzado de diferente color a la malla. Eso sí, si lo llevamos del mismo tono que la misma, alargará ópticamente la pierna. Sobre todo, en el caso de los zapatos, más que de las botas o botines.
  • Elegir una bota o un zapato ya es una cuestión personal. Dependerá de nuestro estilo y sobre todo, de nuestra figura. Las piernas cortas mejor con tacón y pierna despejada.
  • Si el tema peliagudo se encuentra en nuestras caderas, pero la parte superior de nuestro cuerpo es estrechita, es preferible no acentuar estas diferencias con blusones. Es mejor marcar la cintura o ablusonar en la cadera. En cambio, para las barriguitas, los blusones son fantásticos.
Seguid tan guapas.

No se te ocurra: cuidadito al elegir el calzado. Más que por el legging, por tu edad y tu estilo. Hay infinidad de botas (moteras, cowboy, planas...), o de zapatos (abotinados, salones, cuñas, oxford planos) como para caer en el horror. Y en el horror sólo se cae si tratas las mallas de modo chabacano, colocándole salones de desorbitado tacón (que cada vez me parecen más soeces), o si los llevas tobilleros con salones de charol. Combinaciones de pesadilla.
Evita llevar el culito al aire. El culito en mallas mejor cubiertito. Por un jersey de punto fino, de punto grueso, camisa, blazer, minivestido, lo que se te ocurra.
Son mallas, no medias. Son pantalones, trátalos como tal. La historia ésa de medias sin pie a las que llaman leggings es mejor olvidarla.
Explora. Además de los de algodón los tienes de lentejuelas, de vinilo, de cuero. Elige el adecuado según la situación y tu estilo.
Meterlos bajo una falda vaquera. Sin palabras.


Lo encontrarás en: el conjunto de la izquierda es de Pedro del Hierro. El de la derecha, de Hoss Intropia.

martes, 13 de diciembre de 2011

Mi colaboración con Aristocrazy


Cuando un proyecto está avalado por gente profesional, que conoce y disfruta de su trabajo, es fácil que las cosas salgan bien. Y así ha sido el resultado de la colaboración del Fotógrafo Fernando Mañas desde su Instituto ChictooChic y Antonia Rodríguez de The Press Lab en un trabajo que han realizado para la firma de joyas Aristocrazy.

De Aristocrazy poco hay que decir. Joyas urbanas, jóvenes, atrevidas. Deseaban una campaña de mujeres también urbanas. De diferentes mujeres luciendo esas joyas. Y aquí en Sevilla los encargados de sacar adelante esta campaña fueron precisamente Chictoochic y The Press Lab. Seleccionaron un grupo de mujeres muy diferentes entre sí, que tuvieran el nexo común de las joyas. Y entre esas mujeres he tenido la fortuna de encontrarme yo.


Y ahí estamos. Mi barriguita (eufemismo éste de barriguita, porque es más una panza con sus 8 meses ya encima) y yo en las calles de Sevilla. De las fotos, qué decir. Fernando es un artista. Maravillosa la luz. Maravilloso el encuadre. Y tan fácil dejarse fotografiar por él. Ni te das cuenta.

Por todo ello, sólo puedo decir gracias. Gracias a Aristocrazy porque lucir sus piezas es na maravilla (son preciosas, doy fe). Gracias a The Press Lab por la organización milimétrica (gracias por ajustarse a mi tiempo, por hacer que todo fuera tan rodado) y gracias a Fernando por lo que veis. Por ser EL fotógrafo.



Espero que os gusten. Y no dejéis de entrar en Chictoochic y conocer a las otras mujeres Aristocrazy de Sevilla: Macarena Echevarría, Mónica Rosón, Adela Marín... auténticos bellezones todos.

lunes, 12 de diciembre de 2011

El Recetario: Mermelada de naranja amarga


Naranjas e invierno. Lo habitual. Y si estamos aburridos de tomarlas en zumo, hay mil maneras más de consumirlas. Como en bizcocho o en mermelada casera. Las mermeladas hechas en casa están muy buenas, son muy sanas porque no llevan conservantes artificiales y si se envasan al vacío aguantan bastante tiempo. La de hoy, mermelada de naranja amarga.

Ingredientes
2 kg. de naranjas
400 grs. de limones
1 kg. de azúcar

Preparación
1. Lavar las naranjas. Pelarlas, retirarles la parte blanca y cortarlas en rodajas. Reservar la piel.

2. Lavar los limones. Perlarlos y quitarles la parte blanca. Cortarlos en cuartos. El limón servirá de conservante natural.

3. Elegir una pequeña cantidad de la piel de la naranja (cuanto mayor sea la cantidad, más amarga será la mermelada), y picar en tiras.

4. Poner una olla al fuego, muy bajo, con las naranjas en rodajas, los limones en cuartos y las tiras de la naranja. Remover de vez en cuando para que no se pegue, durante unos 50 minutos.

5. La mezcla irá bajando de volumen y poco a poco soltará el zumo de la fruta. Una vez que hayan pasado los 50 minutos, con ayuda de la batidora triturar los pedazos de fruta que se hayan quedado más grandes.

6. Añadir el azúcar y remover. Mantener en el fuego bajo unos 30 minutos más (hasta que comience a espesar).

7. Una vez que esté listo, embotar aún caliente. Dejar enfriar dentro de los botes. Una vez fríos, cerrar con fuerza y hervir al baño maría 30 minutos al menos, para que haga vacío.

La recomendación
Guarda los botes en un lugar fresco y frío, y etiquétalos con la fecha de su realización.

sábado, 10 de diciembre de 2011

De última hora: ventajas en Internet


Hoy es sábado, es un buen momento para empezar a pensar en regalitos varios. Así que desde aquí una recomendación con tiempo para que no os pille el tren. Spartoo, una web de zapatos y complementos con la que estoy encantada de la vida, ofrece hasta finales de diciembre, un vale de 20€ por cada compra de 100€ que se realice en su tienda on-line.

Una oportunidad estupenda para disfrutar de su extensísimo catálogo de zapatos (botines, botas, sleepers, para la nieve, para estar en casa, deportivas...) con más de 400 marcas (Café Noir, Pura López, Esprit, Geox...) y que además nos da la seguridad que tiene recibirlo, probarlo con calma y si no nos gusta, lo devolvemos sin coste alguno. Y si nos queda pequeño o grande, pues nos lo cambian igualmente.

¿Más razones? Una más. Con este frío, eliges zapatos sin salir de casa. Sin descalzarte y sin las aglomeraciones de las tiendas propia de esta temporada. Redondo. Y aquí.

viernes, 9 de diciembre de 2011

Combinando: Cowboy


Isabel Marant (que dicho sea de paso, me encanta) propuso para este invierno una vuelta al lejano oeste, con botas de flecos y mucha inspiración cowboy. Y aunque esta tendencia ya se viene mascando desde muy lejos en el tiempo, parece que esta temporada tiene más presencia que nunca. No hace falta ir disfrazados de Lucky Luke, ni mucho menos. De entre todos los zapatos, con unos botines cowboy ya tendremos el punto que buscamos.

Para combinarlos la verdad es que tenemos tantas opciones como estilos: con un simple vestido de seda, con unos pantalones ultrapitillo +  jersey de ochos de cuello a la caja, con una minifalda metálica + camiseta blanca, con unos short vaqueros + blusa de seda... y para abrigarse, con un abrigo de lana, de corte masculino, con chaquetas de corte capa, miniabrigos de pelo, chaquetones de corte militar... y así hasta quemarlos. Que con un punto estropeado están aún más bonitos.

Seguid tan guapas.

No se te ocurra: abusar. Un puntito está bien. Así que combínalas con sedas, con lanas... pero no te pongas toda llenita de flecos, o con sombrerito cowboy que tampoco es momento spaghetti western.
Los largos midi no son los más aconsejables para estos botines. No quedan especialmente favorecedores.
Con tules y prendas muy románticas me parece un choque demasiado extremo.
Las medias, ojito. Nada de transparentes. Nada de estampadas de florecismo. Nada de rejillas. O tupidas o de punto. O similares.
Y si te lo puedes permitir, llévalos con las piernas desnudas. Así quedan especialmente mejor.


Lo encontrarás en: los botines son de Les Temps des Cerises. El conjunto de la derecha, de Comptoir des Cotonniers.

jueves, 8 de diciembre de 2011

El Espiario: Bamboo de Wacom


Sin mi tableta gráfica de Wacom no soy nada. La tengo desde hace años y ha arrinconado al más puro olvido a mi ratón, que dicho sea de paso, tengo sin estrenar (un maravilloso Magic Mouse de Apple). Por eso, cuando me propusieron probar los nuevos bolis Bamboo Stylus me ofrecí encantada de la vida. Tendrían que ser tan estupendos como lo que ya conocía de la marca.

Y así fue. Los bolis Bamboo Stylus de Wacom son perfectos para utilizar un iPad con rapidez. Sin necesidad de ensuciar la pantalla con los dedos, ni de equivocarse al teclear. Permite escribir y dibujar, y además son preciosos, puesto que están disponibles en la misma gama de colores que las fundas Smart Cover para iPad de las que ofrece Apple. Es decir, monerías en blanco, naranja, fucsia, azul o verde. Todos colores ácidos. Yo me quedé con el verde.



Pero para lo que a mí personalmente más me ha gustado y más me ha sorprendido, es que vale para el iPhone. Sí, puede usarse en la pantallita del iPhone (que en mi caso no podía estar más sucia) y además así puedo escribir (y twittear) con facilidad y más rapidez. Tiene una punta blandita que respeta las pantallas y que resulta muy precisa.

Así que por mi parte, de nuevo vuelvo a decir cosas buenas de Wacom. Y si aún no habéis pensado en regalitos para estos momentitos que se acercan, ésta puede ser una muy buena idea.

miércoles, 7 de diciembre de 2011

¿Cómo me lo pongo?: Hippy no


Los caprichos. Son esos impulsos que surgen en un momento determinado y nos ciegan el entendimiento hasta el extremos de no razonar. Comprando trapitos nos pasa, y mucho. Y luego tenemos cosas en el armario que nos encantan pero como piezas de museo, ya que no somos capaces de combinarlos con nada o no los vemos adecuados a nuestro estilo. A Marta le pasa con una falda larga.

La falda de Marta es en tonos verdes. Larga. Pero Marta no quiere tener una apariencia demasiado hippy con ella. Quiere aprovecharla, vestirla, lucirla, pero sin caer en ese estilo.
  • Para llevarla larga lo mejor es dejarle que tenga protagonismo. Podemos darle un aire cotidiano, con una camisa blanca y botines de cordones, de cuña y ante. En la cintura, un fajín en el mismo color cuero natural que los botines. Para el frío, un chaquetón de pelo o de doble faz.
  • O podemos cortarla para que resulte más neutra. Aprovechamos la parte superior de la falda para convertirla en una pieza muy ponible. Que tanto puede llevarse con un sencillo twin-set con collar babero y mocasín de tacón al trabajo; como con una blusa de cuello a la caja y botas moteras para días más radicales.
No hay nada que no tenga arreglo. Y al final, todo se aprovecha, sobre todo cuando nos había conquistado desde lo más profundo.

Seguid tan guapas.

No se te ocurra: con botas altas. Demasiado Maggie Gioberti.
Acoplar prendas. Si la falda es difícil tendremos que darle el punto que necesita, no tratarla como si fuese un básico. A un vaquero le vale una camiseta, un jersey de cuello vuelto o una blusa de seda. Pero hay que pensar que no todas las prendas son vaqueros. Hay que escucharlas.
Los abrigos tres cuartos ni las gabardinas de este largo. No pensemos en ello.
Con lentejuelas como que no lo veo.
Si dejas la falda larga, las moteras entonces no. Barbaridades las justitas.
Y los juegos de botas y sombreros, con mucha mesura y tiempo ante el espejo. Que caer en un Lina Morgan es más fácil de lo que parece.

Lo encontrarás en: el conjunto de la derecha es de Trucco.

martes, 6 de diciembre de 2011

El Bellezario: Brilla y brilla (y un apunte a tener muy en cuenta)


Que soy de llevar color de labios escandaloso, ya lo sabe todo el mundo. Pero es cierto que hay ocasiones en las que hay que ir un poquito más comedida. Y entonces echo mano del gloss y me pongo más al natural. Ahí entra en juego el Super gloss de Kiko Make up Milano.

El Super gloss de Kiko Make up Milano es suave, poco pringoso (cosa que me pone hipermala en un gloss) y aguanta bastante tiempo. Tiene un aplicador de esponjita y el envase cierra a la perfección, es decir, no se baba. Otra cosa que también me produciría horrores mentales.

Existe una amplia gama de tonos (hasta 28) y es hidratante, lo cual es interesante ahora en invierno. Huele muy bien, pero no en exceso. Eso sí, como con todos, es inevitable que se pegue el pelo a los labios cuando hace viento. Algo malo tenía que tener.


Lo encontrarás en tiendas Kiko Make Up Milano. Éste en concreto es el 103 Beige Perlato. Y su precio ronda los 5 euros.

Y una recomendación fundamental a tener muy en cuenta:
Si estás en Bilbao entre el 8 y el 11 de diciembre (el puente) pásate por la c/Buenos Aires, 13. Allí estará el Showroom de La Belle Vie en la que se pueden encontrar 10 marcas estupendas de moda como Xanela Chic, It Shoes o La Señorita. Y solucionas de un plumazo los regalos para estas fiestas. Tienes toda la información aquí. Vete y después me cuentas. Para que se me pongan los dientes largos.

lunes, 5 de diciembre de 2011

El Recetario: Arroz con champiñones


Hoy toca salado. Algo muy sencillito, pero que queda muy apañao. Para esos días en los que cocinar apetece muy poco, o nada. El arroz con champiñones.

Ingredientes
Champiñones
1 diente de ajo
Jamón en daditos
Arroz redondo
Aceite de oliva
Perejil picado
Pimienta negra
Sal
Mozarella

Preparación
1. En una olla, echar dos cucharadas de aceite de oliva. Calentar. Cuando esté caliente, añadir el arroz. Remover para que se empape.

2. Incorporar el agua: dos medidas y media por cada medida de arroz. Remover, sazonar y cocinar a fuego suave durante unos 15-20 minutos.

3. Mientras, en una sartén, poner aceite a calentar. Añadir un diente de ajo y dorar.

4. Incorporar los dados de jamón y saltear.

5. Añadir los champiñones cortados al gusto (bien laminados, bien en cuartos). Salpimentar y echar el perejil picado.

6. Cocinar a fuego suave hasta que los champiñones estén blandos.

7. Servir junto con el arroz y la mozzarella rayada.

La variante
Podemos añadir cebolla picada al jamón y a los champiñones.

jueves, 1 de diciembre de 2011

¿Cómo me lo pongo?: Marinero


Qué pereza que da el frío para salir a la calle. Con lo bien que se está en casita, con mantita, chimenea, calefacción, bolsa de agua caliente o lo que surja. En cualquier caso, al exterior no nos queda más remedio que salir. Así que si lo hacemos abrigaditas y monas, pues mucho mejor. Como con un chaquetón marinero. Mª Elena tiene el suyo.

Mª Elena quiere ideas sobre cómo combinarlo. En realidad, esta prenda es un poco como una parka, que se adapta a casi todo lo que le pongas. Es muy Bowie, así rollo camaleónica, que se adapta a lo que lleve debajo. Claro está, y como con todo, con unos límites. Ideas, ideas:
  • Los bolsos que mejor le irán serán los de piel blanda. En cualquier corte, pero preferiblemente en piel blanda. Tanto de dos asas al hombro, tipo shopping bag, bombonera o pequeño en bandolera también al hombro. En color cuero es un acierto seguro, aunque con el azul marino del chaquetón el granate funciona de maravilla.
  • Puedes ponerlo con un jersey grueso de cuello vuelto + pitillos en gris, tobilleros. Y mocasines de borlas. Muy niña buena.
  • O con una camisa blanca cerrada hasta el último botón + baggy y zapatos planos de cordones, así de punto masculino.
  • Vuelves al cole y te pones unas bermudas color mostaza, de lana + jersey de cuello pico en punto fino, de color gris. Y las medias también grises. Y unas botas marino planas, de media caña.
  • O te pones más femenina con una blusa de seda con cuello Peter Pan y una minifalda de piel granate. Medias tupidas en marino y zapatos con pulsera al tobillo, de inspiración charleston.
  • Y si no, siempre funciona la camisa vaquera con pitillo remangadito y botines marrones de cordones y cuña, con el calcetín ligeramente al aire (que si es estampado, mejor).
Vamos, que será por rentabilizarlo. Falta llevarlo con el pijama. Pero tiempo al tiempo.

Seguid tan guapas.

No se te ocurra: con casi todo, por supuesto, no con todo. Porque de fiesta no lo veo, la verdad. En temas festivos de la noche, ni bodas, ni comuniones, ni actos variados. Ahí lo dejamos reposar en el armario.
Los bolsos bandolera le van estupendamente siempre y cuando no tengas la genial idea de cruzarlos. Lo informalizarás demasiado, se te verá muy colegial. Hay alguna excepción que habría que verla en concreto, pero por regla general, no mejor no.
Tacones, sí. Pero taconazos con plataforma delantera así muy reina de la noche es que ni de lejos con esto. En cambio lo veo fantástico tanto con la inspiración flecos como con la inspiración cowboy. Una mezcla divina.
No te hiperadornes. Que el cuellito con pelito ya trabaja mucho, así que no empieces a colgarte collares y pendientes y cosas varias.
Los sombreros le van estupendamente. Tanto los fedora, como los borsalino, como las boinas. Eso sí, siempre en lana o pana y sin apliques de strass ni similares.


Lo encontrarás en: el bolso de la derecha es de Comptoir des Cotonniers.
También estoy en Twitter · Ésta es la página en Facebook de El Estilario · Y aquí, me verás en Bloglovin